Treball fija un salario de 1.000 euros en su plan de empleo para mayores

Barcelona  07 09 2016  Economia Firma del acuerdo de contratacion de personas en situacion de paro para garantizar que cobraran 1 000 euros como minimo  FOTO de RICARD CUGAT

elperiodico.com

Catalunya ha dado el primer paso para hacer efectiva la reclamación de un salario mínimo de 1.000 euros. La Generalitat, los sindicatos CCOO y UGT y las entidades municipalistas Federació de Municipis de Catalunya (FMC) yAssociació Catalana de Municipis (ACM) han firmado este miércoles un acuerdo que permitirá convertirse en ‘mileuristas‘ a 3.725 personas ahora en paro de larga duración que entren en el nuevo programa Treball i Formació del Servei Públic d’Ocupació de Catalunya (SOC). Además, la duración mínima de estos contratos será de seis meses con un máximo de 12 meses, en este último caso solo para las personas sin empleo mayores de 55 años. La ‘consellera’ de Treball, Dolors Bassa, y también los dirigentes sindicalistas y municipalistas destacaron el carácter «simbólico» de este acuerdo, tanto por la cantidad del salario para unos programas pensados para las personas con más dificultades para encontrar empleo, como por su duración mínima, que de hecho amplía la protección social de este colectivo.

El programa Treball i Formació ya existe, pero está menos menos dotado en dinero y sus contratos duran menos que el nuevo. Para este (con contratos que se harán efectivos desde el 31 de diciembre del 2016 hasta el 30 de diciembre del 2017) se dispondrá de 40 millones de euros (10 más que el del año pasado). Bassa destacó que en los frustrados presupuestos de la Generalitat del 2016 la cantidad dedicada a este programa habría sido superior y que ahora se había podido ampliar pese a la prórroga presupuestaria por un cambio de prioridades en el departamento y el aumento de ingresos procedentes de la conferencia sectorial.

PROGRAMAS LOCALES

Los programas se canalizarán a través de los ayuntamientos y los empleos que se contraten deberán tener una formación específica y que no estén previstos en el presupuesto municipal como puestos de trabajo estructurales del municipio. La responsable de ocupación de la FMC y alcaldesa de Tiana, Esther Pujol, puso un ejemplo: «Nosotros propondremos un empleo de limpiagrafittis, que ahora subcontratamos y que necesita una formación sobre materiales químicos que posteriormente le puede servir a este persona para encontrar otro empleo».

Bassa reconoció que el programa llega a pocas personas ante las necesidades que hay en este colectivo de parados de larga duración, pero lo calificó de símbolo del paso adelante que quiere hacer la Generalitat en políticas activas de empleo, para que este sea más digno y estable. Los beneficiarios del plan serán personas en paro mayores de 45 años que hayan agotado la percepción o la ayuda por desempleo. Un tercio del total, 747 personas, mayores de 55 años , tendrán un contrato de 12 meses. Para el secretario general de UGT,Camil Ros, otro aspecto destacado del acuerdo es que «refuerza el sistema público y las políticas públicas de empleo», mientras que para el líder de CCOO, Joan Carles Gallego, este programa tiene que servir para impulsar en la negociación colectiva un salario mínimo más elevado. Isidre Sierra, de la ACM, resaltó la ayuda que supone para los beneficiarios el carácter formativo de estos contratos, porque les abre la puerta a futuros empleos. Sin embargo, hasta ahora no hay datos de los efectos en este sentido de los planes anteriores, según reconoció la ‘consellera’.